PLACE DES VOSGES, PRIMERA PARTE

Audio Guide length: 2.29
Autor: STEFANO ZUFFI E DAVIDE TORTORELLA
español Idioma: español

Hola, soy Joel, tu guía personal, y junto a MyWoWo te damos la bienvenida a una de las maravillas del mundo.

Hoy te acompañaré en la visita a la place des Vosges.

Con más de cuatrocientos años de historia, ¡la place des Vosges es la plaza más antigua de París!

Abierta en el sofisticado, culto y discreto barrio de Marais, esta obra maestra arquitectónica y urbanística es por su forma característica, el modelo de la Place Royale, la plaza real, extendida en el siglo XVII por Francia y otros países europeos. Sus pórticos albergan ahora galerías de arte, tiendas de antigüedades, cafeterías y restaurantes, que han ayudado a recuperarla después de varias décadas en las que casi sólo había almacenes y depósitos.

Te aconsejo que entres por uno de los dos espectaculares accesos de la parte baja de los Pabellones del Rey y la Reina, que en realidad nunca han estado habitados por un monarca, dirigiéndote directamente hacia el jardín central, creado a finales del siglo XVII.

En el centro puedes admirar la estatua ecuestre de Luis XIII, reconstruida a principios del siglo XIX, después de que la original, mandada colocar por el cardenal Richelieu, fuera derribada durante la Revolución francesa.

El pedestal del monumento es uno de los mejores puntos de observación de la plaza, a menos que la vista esté obstaculizada por las copas de los árboles; en este caso, te aconsejo que te acerques a una de las cuatro fuentes simétricas que hay en las esquinas de la zona ajardinada.

Sin duda, la vista desde el centro permite entender de la mejor manera este conjunto arquitectónico, armonioso y perfectamente cuadrado, formado por nueve edificios idénticos. Sus pórticos son profundos, y en cada una de las tres plantas con buhardillas puedes ver cuatro ventanas revestidas de piedra caliza blanca, alternada con ladrillos rojos, en contraste deliberado con los tejados de pizarra de color gris azulado. La única excepción son los dos pabellones reales, que son un poco más altos y sobresalen hacia el interior de la plaza.

 

CURIOSIDAD: si quieres probar la sugestión literaria, vuelve aquí de noche, y metiéndote en el papel del inspector Maigret, busca el lugar, o más bien el edificio, del delito de La sombra chinesca, una de las primeras y más famosas de las cerca de 70 novelas policíacas de Georges Simenon.

De hecho, realmente son un poco inquietantes las sombras que se perfilan en el suelo y las paredes, ¡entre las suaves luces de las farolas y los pintorescos faroles de esta plaza tan evocadora!

¡Descarga MyWoWo! La aplicación de viajes que te proporciona información sobre las maravillas del mundo.

Comparte en