MUSEO DE CAPODIMONTE, SIGLO XV

Audio Guide length: 3.09
Autor: STEFANO ZUFFI E DAVIDE TORTORELLA
español Idioma: español

Te hablaré ahora de algunas pinturas que no puedes pasar por alto durante tu visita a las Galerías de Capodimonte.

Una obra maestra absoluta de la pintura gótica internacional es la gran y brillante tabla de Simone Martini que representa a San Luis de Toulouse entronizado.

En 1317 el pintor sienés fue nombrado caballero por el rey de Nápoles, Roberto de Anjou: al parecer, la tabla homenajea al santo, que había sido canonizado justo ese año, pero puesto que Luis era el heredero al trono y había abdicado en favor de su hermano Roberto, la pintura es en realidad un manifiesto político, que pretende legitimar el poder angevino. Nunca un cuadro había tenido un propósito propagandístico tan explícito. Al lado del santo, de hecho, presto para recibir la corona de manos de Luis, aparece precisamente Roberto: piensa que se trata del primer retrato realista de una persona viva en la historia de la pintura italiana. Admira con atención también los cinco recuadros inferiores, ya que los detalles arquitectónicos están representados tal y como los vería un espectador que estuviera de pie en el centro exacto de la pintura.

 

Pasa ahora a la sección del siglo XV, época de la que Capodimonte posee algunas obras maestras absolutas.

En cuanto a la escuela florentina, te recomiendo encarecidamente la tabla con la  Crucifixión pintada sobre fondo de oro por Masaccio, y la encantadora Virgen con el niño y ángeles de Botticelli, refinado ejemplo del gusto de la época de Lorenzo el Magnífico.

De la escuela veneciana en cambio te sugiero una comparación entre dos obras maestras: la austera y escultórica Santa Eufemia pintada por Andrea Mantegna, y la estupenda Transfiguración de Cristo, en la que Giovanni Bellini te revela un nuevo sentido del paisaje y la luz atmosférica.

Respecto a la escuela pictórica napolitana del siglo XV, en la época de la transición entre angevinos y aragoneses, te recomiendo la figura del misterioso Colantonio, tal vez el artista napolitano más interesante del siglo XV, famoso también por ser el maestro de Antonello da Messina. En sus cuadros verás una extrema atención por los detalles, pero también un sentido cada vez más amplio y seguro del espacio y los volúmenes. Su principal obra es la llamada Ancona dei Rocco, realizada para el altar de San Lorenzo Maggiore. Inicialmente, la pintura se componía de numerosas partes, pero luego fue desmembrada, por lo que aquí puedes ver sólo dos tablas, tituladas: San Jerónimo en su estudio y San Francisco entrega la regla a las órdenes franciscanas.

 

CURIOSIDAD: como te decía, del pintor del siglo XV Colantonio se sabe realmente muy poco. Pero una cosa es cierta: era capaz de copiar cualquier pintura de cualquier artista. En resumen, un gran falsificador, ¡uno de los primeros de la historia!

¡Descarga gratis MyWoWo! La aplicación de viajes que te proporciona información sobre las maravillas del mundo.

Comparte en