GUGGENHEIM, Visita

Audio Guide length: 3.11
Autor: STEFANO ZUFFI E DAVIDE TORTORELLA
español Idioma: español

Cuarenta años después de la muerte de Peggy Guggenheim, su legado cultural continúa creciendo: se ha creado un centro de estudios y este museo se ha convertido en la colección de arte moderno más visitada de Italia.

Hay cuatro grupos temáticos: cubismo, arte abstracto europeo, surrealismo y arte de la posguerra. Las secciones están en orden cronológico y se corresponden con las preferencias artísticas de la coleccionista, aunque también a sus lazos afectivos con algunos grandes artistas. Entre una sección y otra, acuérdate de hacer una pausa.

Comienzas inmediatamente con las salas dedicadas al cubismo. La obra más antigua, número 1 del catálogo, es el Retrato de poeta de Pablo Picasso, uno de los artistas predilectos de Guggenheim, del que también verás algunas obras maestras de los años treinta. Este sector te tiene reservado además obras de Marcel Duchamp, Braque y Léger.

Ahora haz una pausa y pasa a la segunda sección.

 

La segunda sección está dedicada al arte abstracto europeo, y se te quedarán grabadas sobre todo las obras rigurosamente geométricas del holandés Piet Mondrian. Tú decides si prefieres sus lienzos básicos, puros, o bien la vitalidad de los colores del ruso Vasili Kandinski. Aquí también descubrirás por qué los futuristas italianos, como Boccioni y Severini, se pueden considerar los precursores del arte abstracto.

Ahora haz una pausa y pasa a la tercera sección.

 

La tercera sección, dedicada al surrealismo, es quizás la más fascinante. Se abre con la escultura de Brancusi y las mágicas pinturas de Chagall y De Chirico. Además de los enigmáticos Miró y Dalí, te recomiendo el irresistible Imperio de las luces de René Magritte, que está entre las obras modernas más reproducidas de la historia. El surrealista Max Ernst, segundo marido de Peggy Guggenheim, le dedicó el extravagante lienzo El vestido de la novia.

Ahora haz una pausa y ve a la última sección.

 

La última sección está dedicada al arte posterior a la Segunda Guerra Mundial. Aquí el protagonista absoluto es Jackson Pollock. Un auténtico "descubrimiento" de Peggy; el gran artista estadounidense utilizaba una técnica especial, dejando gotear los colores en los lienzos de forma aparentemente aleatoria. Si te parece que está en las antípodas de la pintura histórica veneciana, no te olvides de que fue precisamente Tiziano el primero en abandonar de vez en cuando el pincel para pintar sus últimos lienzos con "refregones de los dedos".

 

CURIOSIDAD: al inaugurar una de sus primeras galerías, Peggy Guggenheim se puso dos pendientes desparejados, uno de Tanguy y otro de Calder, para demostrar su imparcialidad entre el arte surrealista y el abstracto:... ¡lo que se dice elegancia!

Termina aquí nuestra visita a la Colección Guggenheim: MyWoWo te da las gracias y ¡te cita en otra maravilla del mundo!

 

 

¡Descarga MyWoWo! La aplicación de viajes que te proporciona información sobre las maravillas del mundo.

Comparte en