NATIONAL GALLERY, Díptico Wilton

Audio Guide length: 2.34
Autor: STEFANO ZUFFI E DAVIDE TORTORELLA
español Idioma: español

Como ves, en las primeras salas de la National Gallery predominan las pinturas con fondos dorados. Te hablaré precisamente de una de ellas: una joya que data de finales del siglo XIV y que durante siglos fue una de las obras pictóricas más valiosas conservadas en Inglaterra.

Se trata de un refinado díptico, es decir, una pintura compuesta de dos tablas unidas por una bisagra. Fue realizado para el rey Ricardo II de Inglaterra, pero aún no se sabe si el autor fue inglés o francés: la técnica de la pintura al temple recuerda al arte italiano, pero el fondo blanco de yeso y el uso de una tabla de roble como soporte son características típicas del arte del norte de Europa. La obra no es mucho más grande que un manuscrito, y representa una solemne ceremonia real: en la hoja izquierda puedes ver al rey de Inglaterra, de rodillas, acompañado por tres santos patrones de la familia real (el rey Edmundo, Eduardo el Confesor y San Juan Bautista) que lo presentan ante la "corte celestial" pintada en la otra hoja. El rey Edmundo tiene en la mano una de las flechas que lo hirieron de muerte combatiendo contra los daneses en el siglo IX; Eduardo el Confesor, a cuya tumba fue Ricardo a rezar en un momento de crisis, muestra un anillo: según la leyenda, se lo dio a un peregrino que luego resultó ser San Juan Evangelista. La presencia de San Juan Bautista está vinculada en cambio a la fecha de nacimiento de Ricardo II: el 6 de enero, día en el que la Iglesia celebra el bautismo de Cristo.

En el lado derecho del díptico puedes ver representado el florido jardín del Paraíso, símbolo de la pureza de María: la Virgen mira hacia el rey que hace su ofrenda arrodillado, y el pequeño Jesús se inclina hacia delante, como para recibir las plegarias de este. Un ángel sostiene en su mano el estandarte de la Resurrección, blanco con una cruz roja, que es a la vez la bandera de Inglaterra: Ricardo recibe en definitiva una especie de "investidura" divina.

 

CURIOSIDAD: si miras con atención esta pintura puedes descubrir numerosos detalles heráldicos ocultos: los ángeles de la corte celestial llevan la insignia del rey, es decir, el ciervo blanco con cuernos de oro, así como collares de retama. Incluso en los motivos ornamentales de las ropas de Ricardo puedes observar que aparecen las coronas de retama y el ciervo.

 

¡Descarga MyWoWo! La aplicación de viajes que te proporciona información sobre las maravillas del mundo.

Comparte en